miércoles, 26 de mayo de 2010

51. 15 m. 3'' 8/8 16

Letra, música e intérprete: León Chávez Teixeiro.
Disco: De nuevo otra vez.
También existe otra versión del mismo
Chávez Teixeiro, con grupo y más rápida, otra muy rocanrolera de Lucerna Diogenis, en su disco Rock’n’roll, además de una que circula por ahí, en vivo y aún no editada, de Francisco Barrios, El mastuerzo, y una más reciente de Nina Galindo, grabada en el disco de homenaje a Chávez Teixeiro llamado La chava de la Martín Carrera.


15 metros, 3 pulgadas,
8 octavos, dieciséis,
un milímetro espesor,
y la lámina corrió,
resbaló como navaja,
en mis manos se detuvo,
cuatro dedos me cortó,
igual que me hiciste tú.
Recordé cuando te fuiste,
tu mirada, dura y fría,
me empezó a dar calentura,
repetiste un seco “¡no!”.
Unos compas me atendieron,
me sacó el supervisor.
El patrón está molesto,
pues la banda se paró.
Me cortaste de tu vida.La bandera desplegada,
roja y negra, no insistí.
A la empresa le pedí
el dinero, no olvidara
un mes de incapacidad,
una venda, seis puntadas,
las heridas me dolieron
casi tanto como tú,
casi tanto como tú.

El descanso me costó
el combate ante el patrón,
contra el líder sindical,
su aparato de control.
Mercader de mi energía,
mercader de mi destino.
Ya mi mano se curó.
Tu figura no he olvidado.
Tú me echaste de tu lado.
Eres libre. Tu sentir
no se arrima a mi costado,
15 metros, 8 octavos.
Se me moja la camisa.
La ternura de tu risa
la recuerdo, mi querida,
mi querida María Luisa.
En tu vida, hoy tan lejana,
me daré por bien servido,
compañera combatiente,
si recuerdas al amigo,
me visites por mi casa,
te daré un café caliente,
me visites por mi casa,
te daré un café caliente…



El conflicto obrero-patronal es uno de los temas recurrentes de León Chávez Teixeiro, como ya vimos al revisar Cipriano Hernández Martínez, y que también aparece en Ponciano Flores y otras canciones. Pero en 15 m. 3’’ 8/8 16 recurre a la figura literaria llamada bilogía, una mezcla con otra historia, la amorosa malograda, correspondiente con otro momento vital. En líneas y párrafos alternados, vemos ambos momentos de la historia de un obrero: por un lado, el terrible accidente laboral, del que nadie se hace cargo, y que muestra los niveles de explotación que padece el trabajador; y por otro lado, la historia del fracaso de una relación amorosa. El hilo común es la resignación. La primera, impuesta, forzada por un sistema sin opciones, sin condiciones para la justicia real, más allá de lo que diga la letra muerta de la Ley del Trabajo en México. La segunda, surgida del perdón auténtico, de la nobleza, de la comprensión de que, no porque termine la relación, se está ante un enemigo. Ambas historias se van uniendo, porque igual suman y definen el gran fracaso que significa la vida marginal de ese proletariado sin cabeza, que tan atinadamente analizó José Revueltas. El recurso estilístico de León Chávez Teixeiro es un auténtico logro; demuestra cómo un fondo sociológico y político tan importante no tiene por qué comerse el cuidado formal. Es cierto que en otras canciones Teixeiro no lo ha logrado del todo, movido por el afán de decir cosas importantes, como buen compositor colocado entre el rock y la canción de protesta ligada al Canto nuevo. Pero 15 m. 3’’ 8/8 16 demuestra que hay un trabajo de autocrítica, una revisión que posibilita esta mejoría en el resultado. El título, referido a las dimensiones y especificaciones de la lámina que el obrero está cortando en la máquina en el momento del accidente, posee ya un halo misterioso, de interpretación más compleja, que anuncia que estamos ante una letra más ambiciosa estilísticamente. De esta manera, las líneas de la canción nos permiten sentir la opresión del protagonista. Pero Chávez Teixeiro, además de un músico, es un luchador social y político, al estilo del mencionado Revueltas, Heberto Castillo, Valentín Campa o Demetrio Vallejo, y todo luchador puede seguir activo sólo si cree que hay posibilidades de cambio. Por eso, al final hay una nota de esperanza, pues la mujer perdida en el ámbito personal no lo es como compañera de lucha. Ahí está el sentido final de la canción: la resistencia, el combate ante el poder no debe impedirlo ni siquiera la inestable vida íntima. Esta proclama, que recuerda la división del Materialismo histórico entre estructura y superestructura, es propia del ideario del combatiente, del revolucionario de cepa. Más allá de discrepancias personales y de la vigencia o caducidad de estos ideales, la sensibilidad de Chávez Teixeiro y el honesto afán de justicia e igualdad que los inspira, bastan para admirar su espíritu. Eso no quita que, como siempre, es la búsqueda y los méritos formales los que le dan su gran nivel a 15 m. 3’’ 8/8 16.
La música de esta canción es de una sencillez meritoria, por ser coherente con el tema de la letra. Toda la pieza se desenrolla en un círculo infinito de 4 acordes, sorprendentemente los mismos que usa en La mujer (se va la vida, compañera). Sorprendente, porque ambas canciones suenan muy diferentes, sobre todo si nos remetimos a la ya analizada versión de Gabino Palomares. En ambos casos, la decisión de un círculo de acordes tan simple es muy atinada, porque coincide con el espíritu de la letra. Si en La mujer (se va la vida, compañera) el sentido de ese recurso era mostrar la cadena infinita de labores sin recompensa, como ya revisamos, en 15 m. 3’’ 8/8 16 esa reiteración melódica se asocia con los vaivenes entre ambas historias, la amorosa y la laboral, que una y otra vez se tocan en su zigzagueo de fracaso. Y si, además, en ambos casos notamos el escasísimo margen de maniobra social bajo el que viven los personajes, más coincidencia podemos encontrar con el círculo cerrado de su melodía.
En 15 m. 3’’ 8/8 16 el arreglo es básicamente de guitarras acústicas. Los adornos del pequeño requinto acústico introductorio, a cargo de Miguel Ángel Díaz Macondo (ex integrante del dueto de trova Mendoza y Macondo, junto a Rafael Mendoza) y Álvaro Guzmán, más los de la armónica incidental, son discretos, y eso crea una atmósfera más urbana, de barrio marginal. La voz de León Chávez Teixeiro es densa, cargada, grave y penetrante, y en esta rola eso aporta mucho en intensidad emocional. De este modo, preocupación social en su fondo, y propuesta formal novedosa, arman una canción emotiva, y esto, sumado a los méritos vocales y musicales, hacen de 15 m. 3'' 8/8 16 una rola ágil, pero contundente, enormemente disfrutable desde intelecto, fuego y corazón, lo que explica con creces que existan tantas versiones.

22 comentarios:

  1. Y la rolita original viene en el disco "Se va la vida, compañera". Yo creo que los ideales de esta rola no han caducado, al contrario, la explotación cada vez más aguda muestra que siguen vigentes.

    ResponderEliminar
  2. Maldita responsabilidad laboral.
    El tr<bajo no deberia existir.
    Dios se apiade del proletario...

    ResponderEliminar
  3. la versión de francisco barrios el mastuerzo si esta grabada viene en su disco mas reciente que se llama "tributo a la otra kanción popular mexikana" que se grabó hace unos tres años.

    ResponderEliminar
  4. Gracias por el dato, estimado Simón. Cuando redacté el post (publiqué este blog de un jalón; las fechas con que apareció son las de los borradores cuando los subí al blog, pero los análisis los redacté mucho antes, y lo publiqué entero, es decir, el mismo día, completamente terminado), no había salido el disco. Voy a buscarlo, porque no lo tengo todavía, a ver qué tal.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  5. esta rola la conoci en una peña, aca por los rumbos de neza, el lugar se llama peña macondo y suelen tocar muy buena musica entre trova, canto nuevo, rupestre y rock acustico, en fin la rola nos pega con todo a los que alguna vez fuimos obreros y sentimos alguna vez el rigor de la vida laboral. de texeiro tengo varios discos pero al igual que con muchos otros que tengo, no he podido escuchar el total de su obra por falta de tiempo, extenso se vuelve el quehacer de escuchar buen rock mexicano y mas cuando se abren puertas como la este blog. saludos.

    ResponderEliminar
  6. Gracias por las palabras, mi buen lalorock. A mí también me falta tiempo para escuchar todo el material que uno va adquiriendo. Pero tiempo al tiempo, no hay remedio.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  7. Buena rola no la conocía Estimado Pingüino con un exquisito toque de resentimiento tanto en la vida como el amor, y la crudeza del trabajo, me recuerda en mis años mozos, trabaje en una Fabrica de Vidrio Soplado en Texcoco y ahí el patrón se pasaba por el arco del triunfo el IMSS, y sucedían un buen de accidentes y como en todos lados no había sindicato y pagaban sueldos miserables, de aguinaldo, pinche guey les daba a sus chambeadores una botella de Sidra, que poca!! , en General al Buen Texeiro lo tengo mas ubicado como trova y aunque los rupestres se van muy de la mano, no suelo escuchar trova, tengo varios discos de los que salieron de “Trovadores” pero en general casi no tengo de cantaautores.
    Otro León, es el buen Gieco que aunque no es mexicano, tiene un buen de rolas aquí les dejo una que esta picuda http://www.megaupload.com/?d=L7I65O6Y
    La memoria (disco bandidos rurales)

    los viejos amores que no están,
    la ilusión de los que perdieron,
    todas las promesas que se van,
    y los que en cualquier guerra se cayeron

    Todo está guardado en la memoria,
    sueño de la vida y de la historia

    El engaño y la complicidad
    de los genocidas que están sueltos,
    el indulto y el punto final
    a las bestias de aquel infierno

    Todo está guardado en la memoria,
    sueño de la vida y de la historia

    La memoria despierta para herir
    a los pueblos dormidos
    que no la dejan vivir
    libre como el viento

    Los desaparecidos que se buscan
    con el color de sus nacimientos,
    el hambre y la abundancia que se juntan,
    el mal trato con su mal recuerdo

    Todo está clavado en la memoria,
    espina de la vida y de la historia

    Dos mil comerían por un año
    con lo que cuesta un minuto militar
    Cuántos dejarían de ser esclavos
    por el precio de una bomba al mar

    Todo está clavado en la memoria,
    espina de la vida y de la historia

    La memoria pincha hasta sangrar,
    a los pueblos que la amarran
    y no la dejan andar
    libre como el viento

    Todos los muertos de la A.M.I.A.
    y los de la Embajada de Israel,
    el poder secreto de las armas,
    la justicia que mira y no ve

    Todo está escondido en la memoria,
    refugio de la vida y de la historia

    Fue cuando se callaron las iglesias,
    fue cuando el fútbol se lo comió todo,
    que los padres palotinos y Angelelli
    dejaron su sangre en el lodo

    Todo está escondido en la memoria,
    refugio de la vida y de la historia

    La memoria estalla hasta vencer
    a los pueblos que la aplastan
    y que no la dejan ser
    libre como el viento

    La bala a Chico Méndez en Brasil,
    150.000 guatemaltecos,
    los mineros que enfrentan al fusil,
    represión estudiantil en México

    Todo está cargado en la memoria,
    arma de la vida y de la historia

    América con almas destruidas,
    los chicos que mata el escuadrón,
    suplicio de Mugica por las villas,
    dignidad de Rodolfo Walsh

    Todo está cargado en la memoria,
    arma de la vida y de la historia

    La memoria apunta hasta matar
    a los pueblos que la callan
    y no la dejan volar
    libre como el viento

    Gracias por el Aporte, estamos Vivos!!,que chingaos!!

    ResponderEliminar
  8. Muy chido el aporte, estimado Margarito. Y por favor, sácame de una curiosidad: ¿qué fabrica de vidrio soplado en Texcoco es a la que te refieres? Lo pregunto porque un tiempo solía ir a comprar vidrio soplado (y barbacoa, por supuesto) a Texcoco, y conocí 2, una muy grande, en una auténtica casona en la mera orilla de la calle principal (Juárez, creo que era, o Pedro de Gante), y otra en la calle Nezahualcóyotl, cerca del palacio municipal...
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  9. Si era la de Juarez, se llamaba "El Crisol" no se si aun existe, lo que supe fue que el dueño, "el patron" ya se quebro hace un buen tiempo.
    "QPD, Don Roberto".

    ResponderEliminar
  10. Probablemente ya tengas el dato pero por si las dudas te lo paso: existe una versión grabada por Óscar Fuentes (que, para mí gusto, supera a la del propio autor) en sus disco de 2008 "Esto que ves... es lo que soy". Supongo que, tal vez, como muchos otros cantautores Óscar Fuentes fue descendiendo lugares hasta no haber quedado en la lista final (por un momento pensé que quizá las rolas "Unos labios de mujer" o "Llueve en su corazón (esta última a dueto con Enciso) podrían estar incluidas... pero no fue así, quizá haya espacio en tu otro blog...

    ResponderEliminar
  11. ...¡ah! y se me olvidaba, también hay una versión en demo interpretada a dúo por Óscar Fuentes y Gerardo Enciso, aquí podrás encontrar algunas de sus rolas: http://www.reverbnation.com/artist/artist_songs/445857

    ResponderEliminar
  12. Mil gracias por los datos, estimado Gil Delgado, ya estaremos checando el material.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  13. Acabo de encontrar su blog, y con respecto a Nina Galindo, hay una version de Nina Galindo, en acustico de Mirame Desaparecer, pero no la encuentro en ningun cd de ella, tenia ese tape, pero se me perdio hace tiempo, sabe(n)s donde la podria conseguir?, Saludos

    ResponderEliminar
  14. Conozco la versión, estimado César Octavio, y si no me equivoco la tenían en el blog "Rock y otras rolas" que recomiendo aquí mismo en la columna de la derecha, pero justo acabo de darme cuenta de que lamentablemente ya no existe el blog (uno más, carajo). Supongo que alguien debió bajarla mientras estuvo ahí, así que sólo queda buscar en el ciberespacio. Ni modo...
    Un saludo, y suerte en la búsqueda.

    ResponderEliminar
  15. Estimado Cesar en la entrada 20 “iba volando”, puse el link de” La chava de la Martin Carrera”, en ese disco de homenaje a Texeiro viene esta rola con Nina Galindo, saludos.

    ResponderEliminar
  16. Muchas gracias por contestar, a ambos tanto a Pingüino Elemental, como a Margarito, si la he estado buscando desde hace tiempo, pero aún no he tenido suerte de encontrarla, y a Margarito, vi la entrada, pero el enlace, no esta bien, pero te agradezco por contestar, y pues esta muy interesante el blog, debo reconocer que conozco a pocos cantantes de los que mencionan, pero me gusta leer este tipo de cosas, saludos y chido por el blog, saludos, y pues aqui les mando un GOL, yo escucho un programa de radio que se llama "Rescatando el Rock Mexicano" por los domingos por radiovibraciones.com, nomas les hago una invitacion saludos desde Colima.

    ResponderEliminar
  17. Gracias a ti, estimado César Octavio, por las palabras y la invitación. Por cierto, si quieres mándame tu mail al mío (o ponlo aquí si no te importa), está en mi perfil, y si encuentro algo de lo que mencionas te hago llegar la referencia, ¿te parece?
    Y ojalá que ahora que conozcas a los rockeros mexicanos de esta lista nos puedas aportar tus opiniones.
    Muchos saludos.

    ResponderEliminar
  18. Mi buen y querido amigo el Dr. Julio E. Rubio B. me regalo una cinta con rolitas de Teixeiro. Uno de los mejores regalos que he recibido. Años depues intercambiamos un par de e-mails Leon y yo. Le debo una copia de una pelicula en video digital que hice en el 2004 y el me debe unos CDs de el, estamos en deuda. Tambien le debo unos videos que estan en mi mente con sus extraordinarias rolitas. El es extraordinario, yo soy demasiado ordinario, espero poder cumplirle un dia - ektormelendez.

    ResponderEliminar
  19. Estimado ektormelendez, muchas gracias por compartir la anécdota, y qué suerte que tengas contacto con León, yo no tengo el gusto de conocerlo, aunque sí pude verlo tocar en vivo.
    Muchos saludos, y ojalá sigas aportando tus comentarios en estos espacios.

    ResponderEliminar
  20. Aquí dejo otra versión de esta rola, con una interpretación más rockera pero con percusiones muy latinas. Bastante buena según mi humilde opinión. El interprete Gabriel Durán dice que su abuelo conoció a León y la canción fue grabada en la Habana. Lindo ejemplo de como la música aunque no sea comercial rompe fronteras y géneros siempre y cuando esté bien hecha y transmita.
    Es la primera vez que comento así que me sumo a los miles de cumplidos para ti Pingüino por este excelente proyecto. Toda mi admiración y cariño!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Que güey! Se me olvidó el link: http://gabrielduran.bandcamp.com/track/15-metros

      Eliminar
  21. Infinitas gracias por el aporte y las palabras, estimado Carlos. Ojalá puedas seguir comentando en éste y los demás espacios. Te recomiendo revisar también las otras versiones aquí mencionadas de la rola, pues supongo que te resultarán muy interesantes.
    Muchos saludos, y gracias de nuevo.

    ResponderEliminar